14/2/10

El pájaro Tan


El rey de China tenía un pájaro que hablaba con perfecta lógica. Se llamaba Tan y si se le daban los buenos días contestaba educadamente, y siempre añadía algún comentario cortés acerca del tiempo. Este pájaro sabía álgebra y dormía siempre.

2 comentarios:

Vivian dijo...

“Si se le daban los buenos días contestaba educadamente, y siempre añadía algún comentario cortés acerca del tiempo.”

Además de sabio, políticamente correcto, que en muchas ocasiones, forma parte de la sabiduría ;)

“Sabía álgebra y dormía siempre” Demuestra sabiduría e inteligencia, no sólo por el álgebra, cuya comprensión requiere inteligencia, sino porque a veces para lo que hay que ver y hacer es mejor echarse a dormir :)

Un abrazo

JOSÉ ÁNGEL HIDALGO dijo...

No puedo estar más de acuerdo con Vivian. Hay algo lógico en dormir, ser educado y tener una mente sana capaz de dedicarse al cálculo lógico con la vigilia. Me ha encantado este cuento, Víctor.
Saludos.